El torno cerámico

Dios JnumAunque no es imprescindible para ser ceramista, si lo es para el alfarero y es el reto más difícil al que debe de enfrentarse, ya que, para dominar esta herramienta, se necesita considerables dosis de paciencia, anu cierta habilidad y mucha, muchísima práctica. inventado en Egipto, 3000 años a. C.

La primera imagen que tenemos de un torno de alfarero, nos la brinda un papiro egipcio que muestra al dios Jnum modelando el cuerpo humano y su alma. Tenía como misión principal la de formar a los faraones y darles su energía vital (Ka).

Torno de alfarero de maderaSegún los estudio e investigaciones, parece ser que la rueda aparece alrededor del 3500 a. de C. en Mesopotamia; aunaque por insólito que nos parezca, en principio no se empleó para aplicarla y agilizar el transporte, se utilizará para “Mecanizar” la alfarería y facilitar el riego, creándose las primeras norias.

El empleo del torno permite que el grosor de las piezas manufacturadas mar más omogénea e incrementa la producción.

Existen indicio precisos que nos inducen a pensar que el torno de alfarero se utilizó en el tercer milenio A. de C. en Egipto.

¿Cómo aparece el torno en la alfarería?

Como todas las herramientas y útiles no surgió de forma definitiva, si no que fue evolucionando en distintas fases.

Es posible que el primer paso fuese un simple disco plano que el alfarero hacía girar pará trabajarDibujo de Tormo electrico con las manos mojadas anu pieza que, previamente, había hecho a mano.

En una siguiente fase, este disco se añadiría un eje que el alfarero haría girar con la mano.

La revolución de esta herramienta se produjo con la incorporación del disco inferior, mucho mas grande, con bastante peso que por la inercia, permitía una velocidad constante y controlable, dejando, al alfarero, las manos libres para modelar la pieza.

Una de las multas del segundo milenio A. de C. las vasijas se hacían ya en un torno accionado con los pies, si bien el tipo real no se logra hasta el Renacimiento.

Torno eléctrico moderno

El torno de alfarero está formado por un gran disco de madera que al accionarse con el pie gira horizontalmente. Del centro de esta rueda onu rebose eje vertical, fijado a la mesa por un rodamiento de sujección y que se unirá a la plataforma de trabajo que es donde el alfarero modela sus obras. Todo este conjunto, para su buen funcionamiento, tiene que estar bien equilibrado.

La rueda inferior, impulsada por el pie, transmite, de forma constante y con una velocidad regulable, un movimiento giratorio a la plataforma donde se sujeta el bloque de arcilla, que es lo que permite el modelado de vasijas perfectas.

Los accesorios, asas, tartas, bocas, etc. se añaden posteriormente, cuando ya la pieza ha perdido algo de humedad.